jueves, 24 de noviembre de 2011

APERITIVOS Y SALSAS - Chupito de camemberg y langostinos rebozados.

A ver, esta receta está diseñada para hacer la crema de camemberg con la Thermomix. Pero, si os pasa como a mi, y sois un poquitito pobres, podéis disimular un poco y, por toda vuestra cara bonita, comprar la crema de queso. Gracias a marcas como President, ya hay cremas de todo los tipos de quesos. Y he descubierto, que el Makro las venden también en tarros más grandes pero de otra marca.
Si que es hacer un poco de trampa, pero... no está la economía para ser sibaritas.
A ver que tal nos sale.

   Ingredientes:
125 ml. de leche.
125 ml. de nata líquida ligera.
1/4 de queso camembert.
Sal y pimienta.
1 langostino grande por chupito.
1 clara de huevo.
Un puñado de kikos (maiz frito) por langostino.

   Preparación:
Para elaborar la crema de queso camembert tenemos que poner la leche, la nata, el queso, la sal y la pimienta en la Thermomix y triturar 15 segundos en velocidad 6.
A continuación, programamos 80ºC, 7 minutos a velocidad 5. Cuando la crema esté lista, colocamos la crema en un bol aparte y la reservamos caliente.
Mientras, nos dedicamos a "tunear" el langostino. Para ello, hay que poner los kikos en la Thermomix o en un molinillo de café y triturarlos hasta que tenga un aspecto similar al pan rallado (ya véis que para estono hace falta la "maquinita").
Después, batimos la clara de huevo en un bol. Pasamos los langostinos, ensartados en un palito de brocheta, por la clara de huevo, y después los rebozamos por los kikos triturados. Cuando los tengamos todos listos, los freirmos en abundante aceite caliente.
Para terminar, montamos el aperitivo sirviendo la crema de camembert caliente en un vaso de chupito y decorando éste con un langostino rebozado.
¡Se quedarán con la boca abierta!

No hay comentarios:

Publicar un comentario